Turritopsis nutricula, milimétrico ser inmortal

Cuando llega el verano y nos vamos a refrescar a las playas no podemos evitar en pensar en medusas.

Y pensando estos días de verano me ha venido a la mente una de las especies mas espectaculares de la naturaleza; la medusa Turritopsis nutricula. Es bastante peculiar ya que esta medusa tiene la capacidad tan anhelada siempre y buscada por los seres humanos: la inmortalidad.

De entre unos 4-5 milímetros  de tamaño y de aspecto acampanado  esta medusa es biológicamente inmortal. Puede morir accidentalmente pero nunca por causas naturales al llegar a completar su ciclo de vida.

 Tras llegar a su fase adulta vuelve a su forma de pólipo, puede hacerlo tantas veces como se le antoje. Esto se debe a que ha conseguido modificar sus células una vez diferenciadas (transdiferenciación).

No hace falta explicar que el hombre ya está intentando averiguar su secreto para futuras aplicaciones en la especie humana, de momento sin éxito alguno.

 

El problema de Turritopsis nutricula es que se está extendiendo mas allá de su hábitat natural (mares caribeños)

Se están encontrando estas medusas en muchos lugares del mundo incluido en las costas españolas. Hoy en día con tanto tráfico marino es mucho más fácil el transporte de una especie a otro lugar y en el caso de esta medusa los investigadores piensas que este puede ser el motivo de su invasión en otras zonas.

Y es que… cuanto nos quedará aun por aprender de la naturaleza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WordPress Anti-Spam by WP-SpamShield