Matteo Walch, un niño amigo de las marmotas alpinas.

Matteo Walch es un niño de 8 años que desde hace cuatro años viaja a los Alpes austriacos.
Esto no seria muy relevante si no fuera porque Mateo ha conseguido algo increíble.

Todo comenzó cuando el tenia 4 años. Él y sus padres viajaron a los Alpes y allí, en seguida, Mateo se interesó por una colonia de marmotas salvajes que había en la zona. Es sabido que las marmotas se muestran muy tímidas con los humanos y no nos permiten acercarnos mucho a ellas. Pero Mateo no le costó mucho entablar relación con ellas, ganándose su confianza y sorprendiendo a sus padres que observaban la escena.


Es tal la relación de amistad que existe entre Mateo y las marmotas que sus padres han decidido volver cada año al menos dos semanas a los Alpes para que Mateo se reencuentre con sus amigas y así fomentar la relación tan especial que mantienen. Lo más interesante es que a pesar del tiempo, ellas no le olvidan y siempre lo reciben de una forma cariñosa, como si fuera uno más de la colonia. Se acercan a él y se frotan  contra su cuerpo para recibir las caricias del niño, juega con ellas, les da de comer…


«Su amistad dura ya más de cuatro años. Matteo ama a los animales y no le tienen miedo en absoluto, porque él tiene un sentimiento hacia ellos y las marmotas lo perciben»
afirma el padre de Matteo, que documenta desde hace años la relación de su hijo y las marmotas alpinas.


Esperemos que esta relación dure muchos años y mucha gente lo tome como ejemplo y dejemos de una vez de destrozar nuestro mundo.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

WordPress Anti-Spam by WP-SpamShield